Archivo por meses: junio 2012

Crítica en Aftonbladet y Expressen del concierto de Roxette en el “Peace & Love”

Aftonbladet (3 de 5)
Emocionante, Roxette
Quizá Roxette no coja Peace & Love con fuerza.
Pero tienen suficientes hits para dar al festival un comienzo agradable.
Hubo algún que otro arqueo de cejas cuando estuvo claro que Roxette iba a dar su único concierto sueco este año en el Peace & Love.
Roxette nunca ha sido un grupo de festivales. Este es su primer festival sueco e incluso en esta fiesta genuinamente popular, parecía una contratación un poco “errónea”.
Pero no pude evitar que me gustara el agarre. Roxette tiene tantas canciones que calan hondo en tanta gente que vi delante de mis ojos como chavales de festivaleros de todas las edades quedaban boquiabiertos con “Joyride” y “Dressed for success”, independientemente de si habían ido allí para ver al dúo de Halmstad o no.
Y ciertamente hay mucha gente delante del escenario principal, y probablemente haya agún arqueo de cejas. Sobretodo en “It must have been love”, donde el público canta totalmente solo la primera estrofa.
Per Gessle y Marie Fredriksson piensan obviamentes que es genial dar su primer concierto en Borlänge en 21 años.
Y yo no sé si es la larga gira de éxito por todo el mundo lo que ha hecho que su banda se mueva más y más o es solo que se atreven a ensuciar el sonido un poco más cuando están en un festival de rock.
Sobretodo el guitarrista Christoffer Lundquist chirría en canciones como “The Look” y la anónima “7Twenty7″ de una manera inesperada.
Y por supuesto es reconfortante ver y oír a Marie Fredriksson.
Hoy en día sus gestos son menos en el escenario y algunos tonos los coge con tranquilidad pero muy a menudo sigue cantando como pocos han cantado en este país. La presencia en “Perfect day” es una de esas rarezas que realmente se sienten en el estómago.
Pero cuántos que, de una manera u otra, tienen historia para estas canciones, y Gessle no ha tenido la suerte de crear el mismo amor profundo en la gente para Roxette que para Gyllene Tider. Lo cual, probablemente, tenga en parte que ver en que debemos compartir Roxette con el resto del mundo.
Posiblemente sea por esto que que esto jamás sea el concierto principal de todo el festival como yo creía que quizá podría ser.
O también simplemente se trate de que Roxette va un día demasiado pronto, antes de todo haya tenido tiempo de ponerse en marcha. Sea como sea: un debut en un festival digno para el dúo pop más viejo del país.

http://www.aftonbladet.se/nojesbladet/musik/rockbjornen/article15041795.ab

Expressen (2 de 5)
Roxette pertenece a un mundo desaparecido.
Ella sigue tenieno el “look”.
Y él tiene la energía.
Pero Roxette no está “como en casa” en la década de 2010.
“No nos hace falta tocar en festivales”, dijo Per Gessle cuando hablé con él ante el primer concierto del dúo en un festival en territorio sueco. Con esto él quiso decir y ya atraen ellos solos a un público igual de grande.
Pero yo no lo sé.
a pesar de que han entrado en el festival 27.000 personas en el momento en que Roxette están tocando, no hay aglomeración. Incluso parece qur todo el mundo tiene un par de metros cuadrados para bailar. Si alguien bailara.
Porque el dúo pop ha atraido a un público muy tranquilo. El canto al unísono del público desaparece en el intento. Y quizá también esté bien. Porque uno tiene más ganas de cantar.
Per Gessle corretea por el escenario como un niño feliz. Él invita al dedicado guitarrista Chistoffer Lundquist a un duelo de guitarras-tan peligroso como el batido de vainilla. Él bota por el escenario y sonríe. Cuando en uno de los bises por fin llega “The Look”, se ve como le encanta cada na-na-na-na-na de la canción
Per se ha pintado las uñas de negro y en la banda de la guitarra está escrito Per con remaches. Es afable. Precisamente como el look duro de Marie Fredriksson: pelo blanco y uniforme de cuero, con una camiseta de The Beatles debajo. Sigue leyendo

entrevista de la tv sueca a Roxette en el festival Peace & Love (entrevista escrita con Marie Dimberg-manager de Roxette)

Esta noche tocan Roxette en el Peace & Love en Borlänge. Este es su único concierto en Suecia durante su actual gira mundial. SVT tuvo un encuentro con Marie Fredriksson y Per Gessle antes del concierto.
-Peace & Love fue los únicos en Suecia que nos lo pidió, dijo Per Gessle una mica en broma a SVT antes del concierto.
La manager de Roxette, Marie Dimberg, dijo que Per y Marie tienen grandes expectativas ante el concierto y está claro que tienen ganas de tocar en casa. Su casa es siempre su casa.
La gira está llenando recintos.
La gira en la que está sumergida ahora la banda cubre todos los continentes y allí donde va la banda, reciben una respuesta positiva.
-Roxette son gigantes en el mundo. Casi es dificil entender que en cualquier parte del mundo, los fans se saben las letras, solo en Australia por ejemplo se agotaron las entradas de los conciertos, dice Marie Dimberg.
-¿Qué puede esperar el público?
-Está claro que será un viaje nostálgico y Roxette suenan realmente bien y están en buena forma. No creo que nadie quede decepcionado, dice ella.
-Cuando la gira termine, Roxette habrá dado 141 conciertos. ¿No están cansados a estas alturas?
-En absoluto. Tienen tiempo para hacer una pausa y cuidar la voz entre los conciertos, dice Marie Dimberg.
Roxette son únicos.
No son los fans los que están contentos por el concierto de la banda, sino que el promotor también está agradecido.
-Estamos muy contentos de esta contratación. Roxette son únicos e increiblemente grandes internacionalmente hablando, dice el jefe de prensa del festival, Ronny Mattsson.

http://www.svt.se/nyheter/regionalt/gavledala/nostalgtripp-utlovas

Extenso artículo sobre Roxette en el Dagens Nyheter

¡Olé Roxette! El antiguo estadio de boxeo Luna Park de Buenos Aires vibra. Cuando a la cantante Marie Fredriksson le encontraron un tumor cerebral, se creyó que el cuento del éxito había terminado. Pero 20 años después del gran éxito, 10 años espués del tumor, el dúo pop de Halmstad vende entradas de conciertos por 1,5 millón de coronas en la gira mundial de dos años “Charm School”.
Anna Bodin y Paul Hansen del suplemento Söndag del DN estuvieron en la gira que pronto llegará a Suecia.
Dos motos de policia y un coche de policia escoltan una furgoneta negra por la capital de Perú, Lima. Detrás de los cristales oscuros, se esconden Marie Fredriksson y Per Gessle. Están camino del concierto de Roxette de esa noche en el Estadio Nacional. La banda de acompañamiento viaja en otro minibus. El batería, Pelle Alsing, retira la cortina a un lado y hace una foto del Estadio Nacional de Perú, con capacidad para 16.000 personas.
Sigue leyendo